SOBRE UNA POÉTICA A DESTIEMPO. Comentario a Destiempo de Jorge Sandoval

           SOBRE UNA POÉTICA A DESTIEMPO. Comentario a Destiempo de Jorge Sandoval

                                                    “Me descubrí niño/ y fui creciendo cada noche entre tus piernas”

                                                                                                                                           Por Jorge Cocio

 

¿Qué es lo que viene primero?, ¿el poeta o su poesía?. ¿Cuánto tiempo debe una obra prepararse antes de salir a la luz?. Estas preguntas introductorias vienen al caso, porque me permite hacer alusión al poemario Destiempo de Jorge Sandoval. Una primera obra que no solamente es un primer paso, sino más bien el resumen de una etapa literaria de que nunca se había podido concretar en un objeto como el de ahora.

Pero ¿con qué nos encontramos al abrir la primera página de esta obra?. Con sus Mandamientos apócrifos del ser poético que podrían considerarse como su carta de presentación de su obra y desarrollo posterior. Donde los verbos en primera persona como vivir, bailar o escribir se le presentan al lector dándonos las primeras pistas de quien está detrás de los signos. Pero además presenta sus inquietudes sobre su propio destino como ser.

Y así también encontramos en Destiempo el taco del poeta con la vida y el sexo como la energía de la creación simultánea a los gemidos, dado que sus textos más potentes hablan de este tema universal. Como en  Volcánica piel  donde dice: No es trabajo acordarme /de tus rodillas en mis rodillas/ o del lugar en que unimos las carnes. O en Fail donde cito: Un millón de veces/ tuve sexo con el Diablo / porque no sabía cómo los ángeles hacían el amor. 

Pero además del sexo como tópico de tenemos el de la vida del poeta-hombre bajo su máscara transmutada. Porque al igual que el hombre de fe, el vagabundo y el loco, el poeta tiene su experiencia temporal desde un tipo de lenguaje único que lo desliga de la vida en los bancos o completadas de fin de año.

Por otra parte encontramos en esta obra un conjunto no menor de citas o alusiones a distintos autores como Sergio Hernández o Huidobro, posiblemente referencias profundas del autor para quien busque con lupa analizarle como por ejemplo: Y como la muerte que nos gana la partida de ajedrez, haciendo alusión a un filme de Bergman, o también: Que patético aquel hombre / que perdió las ganas de ser hombre.  

Ahora bien, la brevedad de destiempo y el exceso de la temática no lo convierte en un texto uniforme, sino más bien recopilatorio, lo cual puede provocar un efecto de dispersión, no por su lenguaje o recursos líricos, sino por querer abarcar textos del pasado con el presente, lo que no es advertido por el lector que no conozca alguno de sus textos anteriores.

 De esta manera Destiempo se convierte en una obra de carácter introductoria, que a pesar de su excesiva variedad cumple con su objetivo de entregar un primer paso de este ser poético con su mirada hacia el mundo y dejándonos un suave sabor en la bruma.

Título: Destiempo

Autor: Jorge Sandoval

Editorial: Editorial Bukowski

Año: 2015,  Los Angeles

 

Libro

 

 

 

 

 

 

 

Leave a reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.