Entrevista: Rafael Lindem (artista multifacético Español)

Por Carla Escobar

Dedicado a la escritura, edición, actuación, estudiante de ciencias antiguas, del mundo esotérico, la magia y el espiritismo. Jardinero, catalogador de piedras y coleccionista de cuentos infantiles.

1.- Rafael, estás a punto de presentar tu primera novela de corte surrealista, con atisbos de romanticismo, titulada “Viajeros del Picoteórico” graficada por el pintor sevillano Antonio Hernández F. Cuéntanos sobre el viaje de tu escritura ¿Cómo nace, qué estilo le das, qué sentido tiene para ti y cómo podemos acceder a ella?

La verdad es que llevo escribiendo toda mi vida, aunque nunca me consideré escritor; no dediqué un solo segundo a considerarlo. Incluso ahora, con mi primera novela en el mercado, es un término que se me escapa. Quizá se deba a que mi relación con las letras ha sido siempre la que uno pueda tener con un amigo o un hermano. De niño escribía por placer, casi jugando, y más tarde se convirtió en necesidad, pero siempre desde la intimidad. Mi estilo es el salón en el que jugaba de niño, un espacio donde abundan la música, la pintura, mi pasión por Tristan Tzara y sus dadaístas, el cómic de terror, los cuentos de hadas, el ocultismo, el cine y las primeras novelas que disfruté como lector, releyéndolas una y otra vez, novelas como Cumbres Borrascosas, Lo que el viento se llevó o La letra escarlata. Supongo que la mejor forma de leer mi obra es jugando.

2.- “Iron Shoes” es el título del fascinante proyecto del cómic que abarca una historia que parece conmovedora tan solo con ver la ilustración del robot y la niña. ¿Por qué es una distopía? ¿Cómo ha sido tu experiencia al trabajar con la potencia del cómic y humor gráfico a nivel mundial? ¿Qué te parece el asesinato de Charlie Hebdo?

Iron Shoes es una historia protagonizada por niños que no lo han tenido nada fácil. Son personajes marcados por el rechazo social y la enfermedad que se acercan a la adolescencia. Siempre he pensado que el paso a la adolescencia es el paso a la gran distopía, incluso cuando la propia infancia está lejos de ser una utopía. El mundo de Iron Shoes es un mundo en guerra, sin esperanza, un mundo que confirmará los peores temores de una infancia rota, pero que también encierra una gran enseñanza: una utopía tal vez sea algo imposible, y tal vez incluso deba ser así, pero su búsqueda es el único camino para cambiar las cosas. El cómic es perfecto para contar esta historia, sobre todo si tenemos en cuenta que en ella aparecerán elementos bastante espectaculares que el joven dibujante, Andrés Garrido, ha sabido plasmar a la perfección. Mi trabajo con él y con el coguionista, Daniel Parra, ha sido (y sigue siendo) una experiencia que esperamos repetir en el futuro.

El asunto de Charlie Hebdo es una desgracia de una simpleza brutal pero con una solución mucho más compleja. Condeno el uso de la fuerza, por supuesto, la extorsión y el derramamiento de sangre, pero también creo que la libertad de expresión, como toda libertad en realidad, acaba donde empieza el respeto. No necesitamos reírnos del símbolo religioso de una comunidad para entretenernos (sobre todo si ya hemos sido advertidos de su efecto), y si es así, si realmente es necesario, no deberíamos sorprendernos de las consecuencias. Creo que el precio para evitar ciertos problemas es mínimo y asumible.

Rafael Lindem

Rafael Lindem

3.- Has sido editor en dos revistas “El Hombre de mimbre” y “Mull House Land”. A su vez colaboras con la revista “Dissident Tales” en la sección “El Bestiario de Mr. Lindem” ¿Qué tal ha sido tu experiencia como editor? ¿Qué cualidades crees tú, debiera tener un buen editor?

Mi experiencia como editor ha sido agridulce. Por un lado me ha permitido trabajar con relatos, un género que me encanta, pero el mundillo de las letras es complicado. Cada vez que estornudas haces dos o tres enemigos; trabajar con tantos autores, muchos de ellos primerizos, con sus egos, su inexperiencia, o su experiencia mal encaminada, puede resultar terrible y agotador.

Un buen editor debe leer mucho, mucho, aunque odie lo que está leyendo, debe hacerlo, y tener el suficiente olfato para saber dónde se mete. Yo creo que he sido un mal editor o, si se prefiere, un editor en fase de aprendizaje. He sabido encontrar lo que me gustaba, y he tenido buenas ideas, pero también he cometido ciertos errores que enturbiaron el resultado final y que hoy en día no se volverían a repetir.

4.- Actualmente trabajas una Antología de Relatos llamada “El Abominario de Jengibre: nueve cuentos para dormir al gato”. ¿Por qué ese título, de qué trata y a qué público apunta?

“El Abominario de Jenjibre: nueve cuentos para dormir al gato”, es una pequeña colección de relatos primerizos. Algunos de ellos fueron escritos con doce o catorce años, otros algo más tarde. El titulo nace del momento en que fueron concebidos, a altas horas de la madrugada, mientras consumía infusiones de jengibre. Escribirlos me ayudó a dormir, y quise devolver el favor de algún modo dándoles una oportunidad en esta antología. Dentro encontrarán algunas historias de corte infantil, otras, en cambio, van orientadas a un público adulto, aunque todas comparten cierto componente surrealista. Por último, señalar que la antología está magníficamente ilustrada por el artista madrileño, Carlos Gregorio Simón Godoy, alias Calavera Diablo.

5.- “Kukuqueco Kukuqué” es un proyecto en el cual trabajas con la ONG “Matumaini” en la cual se enlaza la literatura con casos de niños y niñas vulnerados en sus derechos. ¿Cómo nace la iniciativa y por qué un niño puede cambiar el mundo? ¿Cuál es tu postura respecto a la labor social que asumen algunos artistas?

Mi relación con la ONG Matumaini se inició cuando destiné las ventas de la revista El Hombre de Mimbre a su causa. Poco después se volvió insuficiente, y me pareció una buena idea crear el espacio Niños de Mimbre, para que menores y adolescentes en riesgo de exclusión social se expresen y nos cuenten sus historias. La experiencia ha sido y es una verdadera gozada. Kukuqueco Kukuqué nació de la mente de mi amigo Daniel Parra, con quién coescribo el cómic Irons Shoes. Su nombre surgió de un antiguo tema de Bobby McFerrin, y al momento le dimos una historia, la de un pequeño masai con el poder de cambiar el mundo. Pensamos que sería una buena idea crear una serie de libros virtuales que contasen su saga, y compartirlos de forma gratuita desde el blog.

He visto lo que la ONG Matumaini y Mwema Children (que opera en Tanzania) pueden hacer con lo que aquí gastamos en tabaco y alcohol, he visto lo que esos niños desean ser en el futuro, y en la mayoría de los casos se repite una misma idea: hacer del mundo un lugar mejor. Kukuqueco Kukuqué es un reflejo de ellos.

Creo que como artistas todo cuanto podemos hacer es dar visibilidad a estas voces tan necesitadas de atención.

6.- Supe que estarás en la semana gótica de Madrid ¿En qué consiste la SGM? ¿Qué trabajos expondrás?

La semana gótica de Madrid es un evento cultural que tiene lugar cada año y que sirve de escaparate para toda clase de obras relacionadas con la cultura gótica, el fantástico o el terror. Este año tengo el placer de asistir para presentar mi novela, Viajeros del Picoteórico, y para formar parte de una mesa llamada Las Cuatro Caras del Horror, organizada por la editorial Dissident Tales, en la que debatiremos sobre el terror como género. Antonio Hernández, autor del aspecto gráfico de mi novela, expondrá también algunos originales, y formará parte de la mesa junto a otros ilustradores.

kukuqueco kukuqué

kukuqueco kukuqué

7.- ¿Te gusta la literatura Droodiana?

Me gusta Dickens.

8.- ¿Cómo visualizas tu futuro Rafael?

A la antología y el cómic, más alguna que otra participación en varias publicaciones, he de sumar un par de novelas en las que trabajo ahora mismo. Una de ellas, Circo Limbo, irá acompañada de un paquete multimedia que contendrá una banda sonora, una serie de cuadros y tres cortometrajes, y que está proyectada para el año que viene. Supongo que escribiré y escribiré hasta que me considere escritor. No lo veo de otro modo.

9.- ¿Algo más que agregar?

Sí, claro. Cuando crean que están a punto de cometer una estupidez de la que pueden arrepentirse, cuenten hasta diez, abran un libro y lean.

Contacto:

Sitio web: http://rafaellindem.blogspot.cl/

Facebook: https://www.facebook.com/LindemRafael

Iron Teaser protegido (1)

CARTEL-PICO-MADRID

 

CARTEL-PICO-MADRID

 

Iron Teaser protegido (1)

Leave a reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.